LIMPIE SUS PIPETAS Y PROTEJA SUS MUESTRAS

Prevención de contaminaciones

1. Para maximizar la limpieza y descontaminación de toda pipeta de laboratorio se recomienda trabajar con pipetas que tengan partes inferiores removibles.
2. Se recomienda utilizar pipetas que sean resistentes a los agentes de limpieza comunes / soluciones de limpieza de ADN y ARN para que se puedan limpiar y enjuagar adecuadamente.
3. Elija una pipeta de laboratorio que sea completamente autoclavable para una esterilidad completa.

Formas de Contaminación

Los líquidos del laboratorio pueden ser infecciosos, tóxicos, dañinos o pegajosos. La mayoría de estos líquidos se transfieren mediante pipetas clásicas con puntas de pipeta. Por lo general, solo la punta de la pipeta está en contacto con el líquido, pero a veces el usuario debe meter la mano en un tubo para aspirar el pequeño residuo de, por ejemplo, una solución bacteriana, sangre o solución de ADN.

Es probable que la parte exterior de la pipeta toque la pared interior del tubo y se contamine. Si luego se usa la misma pipeta para otras muestras, puede suceder que la pared interna de un tubo nuevo también se contamine. Además, cuando los guantes entran en contacto con las soluciones respectivas sin que esto se note y luego se toca la pipeta, la parte superior de la pipeta también puede contaminarse. De esta forma, la contaminación se puede transferir de una pipeta de laboratorio a otra.

El peor escenario de contaminación es cuando las soluciones entran dentro del cono de la pipeta. Esto puede suceder cuando se aspira más líquido del que permite el volumen de la punta. También es posible que la pipeta se coloque sobre una mesa o al revés con la punta de una pipeta llena, haciendo que el líquido fluya hacia el cono de la pipeta.

Otro gran problema puede ser la formación de aerosoles. Son pequeñas gotas de líquido que se evaporan naturalmente de cada líquido que contiene contaminación como virus, ADN, ARN o bacterias. Estas gotas de líquido suben al cono de la pipeta. La contaminación interna de la pipeta puede provocar la contaminación cruzada de múltiples muestras, arruinando aplicaciones enteras. Las puntas de pipeta que contienen un filtro pueden evitar que los aerosoles entren en el cono de pipeta. Y los filtros de bloqueo especiales hechos de material hinchable bloquean la punta cuando el filtro entra en contacto con líquidos.

Qué hacer en el caso de una contaminación

Una vez que una pipeta está contaminada, debe limpiarse para proteger sus muestras. Aunque se recomienda que un servicio profesional limpie sus pipetas, hay pasos sencillos que puede seguir en su propio laboratorio para mantener las pipetas limpias entre visitas de servicio.

Se pueden hacer muchas cosas en su propio laboratorio si la pipeta cumple algunos requisitos. Las pipetas deben limpiarse con regularidad para asegurarse de que se elimine la contaminación oculta. Por lo tanto, la parte inferior de las pipetas debe ser extraíble. Esto es especialmente importante cuando se utilizan pipetas electrónicas, ya que todavía no es un estándar. La parte inferior de las pipetas electrónicas debe poder quitarse y limpiarse fácilmente. Una parte inferior extraíble permite enjuagar el interior y limpiar a fondo toda la pipeta. La pipeta debe ser resistente a los agentes de limpieza comunes y a las soluciones de limpieza de ADN / ARN para asegurarse de que la pipeta se pueda limpiar por fuera y enjuagar por dentro. La mayor parte de la contaminación se puede eliminar limpiando y enjuagando. Si la esterilidad es un problema, elija una pipeta que se pueda esterilizar en autoclave sin desmontarla para simplificar el mantenimiento de la pipeta. Cuando se utilizan pipetas electrónicas Eppendorf, la parte inferior es extraíble y esterilizable en autoclave para inactivar los microorganismos que ingresaron al cono de la pipeta.

La limpieza adecuada de nuestras pipetas se puede ver en breves tutoriales de limpieza de pipetas:

Desmontaje, montaje, limpieza y engrase de la pipeta Eppendorf Research® plus

Desmontaje, montaje, limpieza y engrase de la pipeta Eppendorf Reference®2